Para incluir los principios de no discriminación en el trabajo, y apoyar a las madres trabajadoras durante el periodo de lactancia, la diputada Lucila Nava Piña presentó una iniciativa de reforma a los artículos 21, 36 y 36 BIS de la Ley de los Trabajadores al Servicio de las Instituciones Públicas del Estado de San Luis Potosí.

Con esta modificación, se incluye el que las condiciones de trabajo estarán basadas en los Principios de No Discriminación e Igualdad Sustantiva, que en ningún caso podrán ser inferiores a las fijadas en esta Ley y deberán ser proporcionales a la importancia de los servicios e iguales para trabajos iguales.

Por ello, no podrán establecerse diferencias y/o exclusiones por motivo de sexo, edad, raza, nacionalidad, algún tipo de discapacidad, condición social, condiciones de salud, religión, opiniones, preferencias sexuales, condiciones de embarazo, responsabilidades familiares o estado civil y/o cualquier otra que atente contra la dignidad humana y tenga por objeto anular o menoscabar los derechos y libertades de las personas.

Además, se propone establecer quye las madres trabajadoras en periodo de lactancia, laboren media jornada ya que actualmente la ley establece que se les otorgaran dos descansos de media hora por día para amantar a sus hijos, lo cual resulta ilógico que en 30 minutos una madre pueda lactar a su hijo aun y si lo tuviera dentro de las instalaciones de trabajo.

“La Organización Mundial de la Salud recomienda 6 meses de lactancia materna exclusiva, para un crecimiento y desarrollo saludable en los menores, estoy convencida de los beneficios que otorga la lactancia materna a los menores y con esta iniciativa pretendo facilitar su práctica en las madres trabajadoras”.

Para los hombres trabajadores, se propone aumentar de 3 a 5 días laborales como permiso de paternidad con goce de sueldo, para los casos de nacimiento de los hijos o adopción.

En su exposición de motivos, la legisladora manifiesta que “en la actualidad sigue siendo común que se realicen prácticas discriminatorias en las condiciones laborales tanto en el ámbito privado como en el público, por lo que en esta iniciativa propongo se puntualice de manera clara y precisa que las condiciones de trabajo se basaran en los principios de No Discriminación y de Igualdad sustantiva”.

Agrega que de acuerdo la Organización Internacional del Trabajo, la discriminación en el empleo y la ocupación, hace referencia a prácticas que tienen el efecto de situar a determinadas personas en una posición de subordinación o desventaja en el mercado de trabajo o el lugar de trabajo a causa de su raza, color, religión, sexo, opinión política, ascendencia nacional, origen social o cualquier otra característica no relacionada con el trabajo que debe desempeñarse.

La iniciativa se turnó a las comisiones de Trabajo y Previsión Social; y Derechos Humanos, Igualdad y Género.