Una de las principales maneras de asegurar la salud, el bienestar y la felicidad de tus hijos es a través de la lactancia materna. Esta, aparte de ser el único alimento que tu bebé debería consumir durante sus primeros seis meses de vida, ya que le brinda los nutrientes necesarios para su desarrollo, es también el componente físico-emocional primario, entre la madre y el hijo. Sin embargo, de acuerdo con investigaciones del Ministerio de Protección Social, esta práctica no está siendo aprovechada al máximo.

Según el Ministerio, entre los años 2005 y 2010 el 38 por ciento de los recién nacidos en el mundo recibió amamantamiento exclusivo durante sus primeros seis meses. En el caso colombiano, pese a que el estudio encuentra a la lactancia materna en los primeros meses como una tendencia ascendente, la práctica disminuyó desde el 2010. Por ejemplo, en Bogotá el promedio de amamantamiento no llega a los cuatro meses de edad del niño.

Claudia García, líder de la Liga de la Leche, comenta que la concientización acerca de esta actividad debería tener relevancia en la agenda de las madres y recalca la importancia que conlleva: “durante los primeros meses el bebé necesita varias de las condiciones que le ayudaron a crecer dentro del útero, una de ellas es estar muy cerca de su madre, sentir la seguridad de su presencia, el calor de su piel, escuchar los latidos de su corazón y el timbre de su voz”, comenta la asesora voluntaria de la institución.

Para lograr que las madres se concienticen sobre el tema, Universo de Familias y la Liga de la Leche Colombia, entre otras organizaciones realizan la primera gran gira por el país en pro de la lactancia y la crianza amorosa.  Esta celebración será realizada como parte de la Semana Mundial de la Lactancia Materna, una iniciativa instaurada en 1992 por la OMS y Unicef que se celebra en más de 120 países y que en el caso de Colombia será la primera semana de agosto.

El evento denominado ‘Amar, criar y amamantar’, tiene como objetivo crear conciencia sobre la decisión de optar por la lactancia materna como una opción exclusiva de alimentación para los bebés en sus primeros seis meses y una alternativa der apoyo, es decir, que debe continuarse con los pequeños que aún no cumplen los dos años, pero que ya han iniciado su alimentación complementaria.

Beneficios y recomendaciones al momento de amamantar

Iniciativas como la gira de la lactancia materna promueven las ventajas que trae alimentar a tu bebé con leche materna. Si aún no conoces los beneficios que esta práctica brinda a tu pequeño, que no son solo para los primeros meses, sino para toda la vida y, además, el lactar tiene también para la madre, un cúmulo de beneficios. Te invitamos a conocerlos:

Según la Liga, aparte de brindar una sensación de paz y seguridad al bebé, la lactancia es una “vacuna” natural que lo protegerá de todo tipo de infecciones y enfermedades como la diarrea, las alergias o la obesidad. Así mismo, le aportará todos los nutrientes necesarios para un buen crecimiento y desarrollo infantil.

Por otro lado, amamantar permite que los bebés ejerciten los músculos de la cara y la mandíbula, esto preparará la boca, lengua y garganta para formar los sonidos necesarios al momento de empezar a hablar y, como si fuera poco, este es un alimento listo para consumir a cualquier hora, con la frescura, temperatura y proporción necesarias para cada bebé.

Para las madres dar pecho a su hijo podría reducir el riesgo de padecer de enfermedades como la osteoporosis o el cáncer de mama y ovarios. En el ámbito emocional, se produce una sensación de bienestar, gracias a  la oxitocina, también conocida como ‘la hormona del amor’, que obviamente se activa al entrar en un contacto íntimo con su hijo.

Lactancia: un proceso placentero

Ahora que conoces todos los beneficios de esta práctica amorosa, te recomendamos seguir las siguientes propuestas para que lleves a cabo este proceso de manera adecuada:

Con respecto a la nutrición de las mamás, Claudia García comenta que si bien no es necesario tener una alimentación en particular para que sean buenas lactando, un consumo con porciones y alimentos adecuados es recomendado: “teniendo en cuenta que la leche materna, inclusive la de la madre que se nutre mal, es el mejor alimento para el bebé. Sin embargo, estudios recientes indican que el tipo de alimentación de la madre tiene, efectivamente, consecuencias en su salud”.

Lo ideal, comenta, es mantener una dieta variada y equilibrada, compuesta por alimentos de origen preferiblemente natural, para que los bebés cuenten con una nutrición apropiada.

Por otra parte, si alguna vez has sufrido de irritación o dolor en tu pezón mientras alimentas a tu hijo, la Liga de la leche recomienda revisar la posición en que tu bebé se ubica, en la mayoría de los casos, las grietas del pezón son provocadas por una mala colocación de los niños. Aun cuando es normal sentir un poco de dolor los primeros días de amamantamiento, deberías analizar la posición en que ubicas a tu bebé si la irritación persiste.

Y si la pregunta es acerca de la cantidad de leche que el niño debe consumir, García responde: “¡cada bebé es diferente! Algunos parecen necesitar estar constantemente tomando al pecho, mientras que otros tienen intervalos mayores entre cada toma. Los bebés amamantados se regulan a sí mismos; toman lo que necesitan, no sólo durante cada toma, sino también de cada seno”.

Gira de lactancia materna, ¿Dónde y cuándo?

La gira, que contará con la participación del pediatra español Carlos Gonzáles, experto en lactancia materna y crianza amorosa, visitará las principales ciudades del país. A continuación te presentamos la ubicación y las fechas de las conferencias: Medellín, Bucaramanga, Barranquilla, Cali, Pereira y Bogotá.

Si quieres hacer parte del evento, te invitamos a visitar el siguiente enlace:http://lllcolombia.org/gira-carlos-gonzalez