La ministra de Administración Pública de Italia, Marianna Madia, anunció hoy que el Gobierno estudiará “de inmediato” una directiva para permitir la lactancia en lugares públicos, después de que una mujer fuera expulsada de unas oficinas de correos por dar de mamar a su bebé.

La ministra realizó este anuncio en la red social de Twitter tras la denuncia de una mujer que aseguró que fue expulsada de unas oficinas de correos en la ciudad de Biella (norte) por haber amamantado en público a su bebé de tres meses.

La mujer explicó en las redes sociales que se dispuso a alimentar a su hijo y éste comenzó a llorar, entonces un empleado de la oficina le informó de que estaba prohibido dar de mamar y solo era posible hacerlo con biberón, informan los medios locales.

Desde Poste Italiane, la compañía italiana de correos, se ha rechazado en un comunicado que esté “prohibida la lactancia en el interior de las oficinas postales”.

“En el caso de Biella, la madre estaba dando el pecho en la sala principal de la oficina postal y el personal ha mostrado su disponibilidad a encontrar la mejor solución para que pudiera hacerse cargo del menor con la debida privacidad”, justificaron.


EFE en español

EFE – Agencia EFE – Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización escrita de la Agencia EFE S/A.