La situación alimentaria y nutricional sin precedentes, que se presenta en Venezuela, ha producido incremento de la morbi-mortalidad materno-infantil y de la desnutrición, afectando a la población en general pero en especial a las más vulnerables como las mujeres gestantes, las madres que amamantan y los niños. Por lo que diversas instituciones han suscrito un comunicado haciendo énfasis en la importancia de informar y educar sobre la lactancia materna, como acción vital para la alimentación de los infantes desde el nacimiento. 

A esta convocatoria se ha sumado el Centro de Estudios de Lactancia Materna (Celacma), que a través de su directora, doctora Claudia Cristina Sánchez, concuerda que la lactancia materna ha demostrado ser la estrategia de mayor impacto y de menor costo para prevenir y enfrentar la desnutrición. Se garantiza un estado de salud integral adecuado en los menores de dos años, ya que provee una nutrición ideal, contribuye a un saludable crecimiento y desarrollo del niño, reduce la incidencia y la severidad de las enfermedades infecciosas, fortalece el nexo afectivo entre la madre, el niño y su grupo familiar.

Además, contribuye a la salud de la mujer previniendo la hemorragia post-parto, reduce el riesgo de padecer cáncer ovárico, uterino y mamario, aportando beneficios sociales y económicos a la familia y a la nación.

Un número importante de instituciones públicas, privadas, organizaciones no gubernamentales en todo el país, así como profesionales independientes de la salud desarrollan actividades con la finalidad de promover, proteger y apoyar la práctica de la lactancia materna en Venezuela.

Pero, critican que algunos medios y voceros de gran alcance mediático impulsan donaciones de fórmulas infantiles, leches en polvo, teteros y tetinas,en desconocimiento de que lejos de beneficiar a la población, generan problemas adicionales, ya que no existe ni la infraestructura básica ni las condiciones adecuadas para reducir los riesgos ligados a la preparación de la fórmula infantil y de otros sucedáneos de la leche materna, como son, en especial, la disponibilidad de agua potable de calidad y gas doméstico. “Productos que se distribuyen sin el debido control y sin continuidad en el tiempo, desestimulando la práctica de la lactancia materna”, expresa el comunicado.

Luego prosigue la información con, “las instituciones, organizaciones y personas aliadas en la protección, promoción y apoyo a la lactancia materna en Venezuela apegadas a las recomendaciones en la materia y a lo dispuesto en instrumentos legales nacionales e internacionales, hacemos un llamado a la sociedad en general, al personal de salud y los sectores vinculados a la atención materno-infantil”.

Termina el comunicado, suscrito por las siguientes organizaciones: IBFAN, Galacma-UCV, Amamanta, Amamantando Delivery, Mi gota de leche, Lactancia Sos, Asociación La Casa Grande, Mundo de Dos y Celacma.

Del mismo modo lo firman los siguientes médicos especializados en el área de la salud y la lactancia materna: Eunice Lample, Xiomara Delgado, Evelyn Niño, Mariana Mariño, Carlos Díaz, Claudia Sánchez y Magaly González. También es apoyado por los Nutricionista-Dietistas: YuliMakoukji,María Isabel García, Verónica Castillo, Lolita Landaeta, Yazareni Mercadante y Erika Marchan. Además firman el comunicado Isabela Plaza, Industriólogo/IBCLC; y los licenciados  Xiomara Delgado y NayviMorles, respectivamente educadora y comunicador social.