La osteoporosis significa “hueso poroso� y es una patología en la que disminuye la masa ósea, lo que provoca que los huesos sean frágiles y susceptibles a sufrir fracturas.

 

La osteoporosis es conocida como “la epidemia silenciosa�, ya que no tiene síntomas y cada vez afecta a más personas. Se estima que en el mundo se produce una fractura por osteoporosis cada tres segundos, además, teniendo en cuenta que esta enfermedad causa más de 8.9 millones de fracturas anuales y que en México 3.5 millones de personas mayores de 60 años requieren tratamiento o prevención para este padecimiento.

 

La osteoporosis no es muy común durante el embarazo, pero puede suceder debido al gran aporte de calcio al bebé tanto en la gestación como durante la lactancia, los huesos pierden densidad. Los cambios en el metabolismo óseo durante el embarazo, generalmente en el primer embarazo, pueden dar lugar a la osteoporosis.

 

El síntoma más común es dolor de espalda, pero al ser muy común en las embarazadas, muchos médicos no la diagnostican. El dolor suele situarse en la zona lumbar y puede ser de mayor o menor intensidad, aunque suele desaparecer tras el parto o al finalizar la lactancia, aunque la pérdida de densidad ósea no se recuperará nunca y será necesario seguir un tratamiento como calcio y vitamina D.