Con una gran asistencia de personas se realizó la premiación del Tercer Concurso Literario “Lactancia en 101 Palabras”, iniciativa cuyo objetivo fue sensibilizar a la comunidad magallánica sobre la importancia de fomentar y normalizar la lactancia materna exclusiva hasta el sexto mes, sin otro tipo de alimentación, para una mejor calidad de vida de las generaciones actuales y futuras.

El concurso fue organizado por la Comisión Regional de Lactancia Materna de la Secretaría Regional Ministerial de Salud, constituida por representantes de 24 instituciones de la región del sistema de salud público y privado y la academia, presentándose una cantidad importante de trabajos donde se plasmaron las vivencias, emociones, razones y ventajas de esta natural forma de alimentación.

El acto comenzó con la distinción a la funcionaria de la SEREMI de Salud Emilia Calbuyahue por haber entregado lactancia materna exclusiva hasta el sexto mes a su hija Camila, quien agradeció el reconocimiento y resaltó la importancia de la lactancia y el vínculo que se genera con los hijos.

El SEREMI de Salud (S), Sergio Ruiz, felicitó a los ganadores y ganadoras, y a todos los que enviaron sus obras, “destacando que se pudo apreciar el compromiso del Comité Regional de Lactancia Materna, del jurado y de los participantes. La lactancia materna es un tema muy relevante que se encuentra en la estrategia de salud, dado el sin número de beneficios que tiene en cuanto a aumentar las defensas, proteger de enfermedades, estimular el apego, entre otras”.

En tanto la escritora Rina Díaz, quien fue parte del jurado, indicó que “primero que todo agradecer la confianza de la Comisión Organizadora que por tercer año consecutivo me nomina a mí, para ser parte del jurado. Resaltar que el nivel de los trabajos fue alto, destacando en la primera categoría la participación de estudiantes como las del Colegio Británico que obtuvieron lugares en esta ocasión, porque este trabajo hay que realizarlo con las nuevas generaciones, incentivando el sentido de la lactancia materna porque ellas podrían ser futuras madres”.

Agregó que “estas iniciativas no pueden perderse en el tiempo. Estamos contribuyendo de esta forma a tener una sociedad más sana y más justa, en el sentido de la preocupación por temas tan relevantes como la salud de los ciudadanos y el fomento de la lactancia materna”.

A su vez, una de las mamás que participó en este concurso, la enfermera Verónica Escobar, manifestó que “la lactancia materna para una como mamá es entregar todo el amor que uno tiene, destacando la importancia que tiene para el desarrollo de los hijos y el apego que se genera con ellos. Es lo más maravilloso que uno puede entregar. Se ha ido perdiendo un poco que la lactancia materna sea algo natural. Lamentablemente hay que generar estas iniciativas para que la gente empiece a generar nuevamente una cultura de lactancia materna”.

En la Categoría A (Adolescentes y Jóvenes de 10 a 24 años), las ganadores fueron estudiantes del Colegio Británico:
Primer Lugar: Josefina Saldías Munzenmayer, con su obra “La leche materna.
Segundo Lugar: Matilde Arancibia Mc Leoc con su obra “S.O.S.”
Tercer Lugar: Laura Sepúlveda Passano, con “Mamás piensen en ellos”.

En tanto, en la Categoría B (De 25 a 60 años):
Primer lugar: Katherine Mac Cormick con su obra “El mejor regalo del mundo”.
Segundo lugar: Carla Castillo con su obra “ALEM”.
Tercer lugar: Carolina Coloma con su obra “Mirando al Cielo”.

El jurado del concurso estuvo compuesto por la Marión Torres Villa, profesora de francés; Rosa Miranda Figueredo, Pdta. Agrupación Plumas Literarias; Rina Díaz, escritora y Jorge Calvo Dragosevic, abogado.

Antecedentes

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) afirman que la lactancia materna exclusiva hasta los seis meses sin jugos, ni agua extra y a libre demanda, es el factor clave de la supervivencia infantil y es la mejor alimentación para la primera infancia. Sus beneficios son múltiples, niños y niñas sanos con mejores defensas, mayor apego y seguridad en su desarrollo entre otros factores positivos a destacar.

Además, contribuye significativamente a la salud de las parejas de bebés y madres. Los(as) bebés que reciben lactancia exclusiva tienen sistemas inmunológicos más fuertes que quienes recibieron sucedáneos y tienen una protección extra contra la desnutrición, las infecciones respiratorias agudas y la diarrea. A su vez, aumenta en tres a cinco puntos el desarrollo intelectual, disminuye la presión arterial, disminuye el riesgo de obesidad, diabetes tipo I y II e hipercolesterolemia; lo que contribuye a una mejor salud cuando son adultos/as.

En Magallanes durante el 2015 la lactancia materna exclusiva hasta el sexto mes de vida presentó una adhesión de un 43% en el sistema público de salud, logrando un aumento de 14% desde el 2008 a la fecha, año en que inició su funcionamiento la Comisión Regional de Lactancia Materna. Si bien se ha aumentado la lactancia materna a nivel regional, aún estamos un 17% por debajo de la meta del Ministerio de Salud de lograr que al menos un 60% de las mujeres proporcione este vital alimento a sus hijos e hijas.